sábado, 26 de julio de 2008

Entrevista con Claudia Hernández, escritora*

"El cuento es una experiencia mágica"



La escritora salvadoreña Claudia Hernández presentó la semana pasada su libro de cuentos "Mediodía de frontera". En esta entrevista exploramos sus pensamientos.
Foto de La Prensa Gráfica.
---------------------------------------------------

Claudia Hernández, escritora salvadoreña, es una persona que habla así como escribe: sus cuentos, al igual que sus respuestas, son cortos —y con pocas palabras dice mucho.

Conversar con ella es como un juego de azar: no se puede augurar si con una pregunta se le va a tocar el corazón o bambolear la mente. Pero se disfruta.

El jueves anterior presentó su libro "Mediodía de frontera", de relatos cortos, con personajes como un tipo que siempre mira, desnudo, a través de una ventana; también otro que desentierra a su abuelo porque no podía habituarse a vivir sin él y alguien que decide cambiar a sus hijas por un león.

—Claudia, ¿te gusta utilizar personajes extraños?

—Yo no los veo extraños, los veo normales.

—Claro, pero hay personas a las que les pueden parecer raros.

—A alguien le puedo parecer extraña yo, y soy la persona más normal de esta tierra.

—Hay gente que me ha dicho que eres extraña.

—Hay gente que me ha dicho que soy normal.

Luego de este breve diálogo, la autora suelta su explicación. "No sé, al momento de escribir los cuentos no es algo como una receta de cocina donde uno diga: ‘Hoy quiero asustar a todo el mundo, voy a utilizar al ser más extraño que conozco y le voy a agregar una dosis de situaciones muy reales’ ", señala.

Así, hay elementos que sin llamarlos o pretenderlos aparecen como la lluvia en uno de esos días bien planeados para ir a tomar el sol a la playa.

"El cuento es una experiencia mágica, única y maravillosa, y están los personajes que deben estar, no los escogés vos, suceden, por lo menos en mi caso suceden, y de pronto los estás viendo y no les podés decir: ‘Por favor, quitate la camisa roja, que no me gusta para mi narración’ ", afirma la escritora, con 27 años sobre sus espaldas.

Hernández recuerda que su atracción por las letras nació a los 7 años, cuando llegaron a sus manos libros de Hans Christian Andersen (a quien considera "lo máximo") y Tolstoi.
"Pero cómo no te vas a interesar por la literatura cuando lo primero que encontrás son esos autores", expresa.

—Al leer tus cuentos, hay como una exploración de la sensibilidad, que sería como, por ejemplo, fijarse en los aspectos humanos de la señora que vende en el mercado, a la cual vemos todos los días, con un niño en sus brazos, pero no le ponemos atención.

—Si te despierta ciertas sensaciones, si te hace cuestionarte tus valores, tu misma sensibilidad, tus mismos sentimientos, eso es en general la literatura: lo que vos le ofrecés; si le das sentimiento, encontrás sentimiento en ella; si le ponés pasión, te devuelve pasión; si le ponés horror, tendrás horror, y también depende de tus ojos, que se encargan de ver lo que quieren ver.

—Dices que algunas personas te han comentado que hay demasiada sangre en tus relatos.

—Y yo no veo una sola gota, no todo es culpa mía, yo escribo el cuento, pero el lector trae su "background", sus propias experiencias y éste agrega la mitad de la historia, pone los detalles, porque yo soy muy poco detallista, no te digo cómo tenía la nariz ni de qué color era la camisa, salvo en contadas ocasiones.

—¿Y esto último sí será a propósito?

—Yo tengo un modelo de escritura en que la prioridad no son mis detalles, muy al contrario de los escritoress norteamericanos, que te dan hasta el último detalle; hay aspectos más importantes, y para narrar un cuento hay que narrar el cuento, no la marca de la camisa.
---------------------------------------------------

¿Piedra, papel o tijera?


¿Julio Cortázar o Jorge Luis Borges? Primero Cortázar, aunque me maten... y luego Borges.

¿Franz Kafka o Ernest Hemingway? Kafka, Kafka.

¿Oscar Wilde o Edgard Allan Poe? Los dos, uno por el día y otro por la noche.

¿Pelé o Maradona? Maradona, sí, Maradona.

¿Laura Esquivel o Marcela Serrano? Ninguna.

¿Salsa o...? (—Momento. Todavía estoy esperando a que me pidás disculpas. —¿Por qué? Por haberte pre... —Por haberme preguntado eso (risas)... Es una broma.

¿Salsa o rock and roll? Depende de quién lo ejecute.

¿"Amores perros" o "El señor de los anillos"? Las dos, pero sólo al principio.

---------------------------------------------------

Pulso

Rubén Darío: dominio del vocabulario, de las imágenes. Amo de la palabra.

Claudia Lars: fragilidad.

Dostoievski: calidez.

Pablo Neruda: a veces.

Francisco Andrés Escobar: simplemente lo mejor que me ha sucedido en la vida, eso es a lo que llamo un ser humano.

Horacio Castellanos Moya: muy simpático, muy inteligente y escribe muy bien.

Premio Juan Rulfo: se lo gana todo el mundo, se lo gana alguien diferente todos los años.

Claudia Hernández: aprendiz.
---------------------------------------------------

*Publicado en La Prensa Gráfica, 2 de dicembre de 2002: http://archive.laprensa.com.sv/20021202/cultura/cul1.asp


1 comentario:

Laura Del Rey dijo...

Buenas tardes, Geovanny! Como está?
Perdona, pero le escribo porque busco el contato de la escritora Claudia Hernandez para hacerle una invitación y no lo encuentro.
Soy editora de una revista de Brasil.
Si es tan amable, me podría facilitar ese contacto?
Muchas gracias, enhorabuena por su trabajo y una buena semana,
Laura